Valencia se consolida en el cambio 1


Con motivo de la fiesta autonómica valenciana del 9 de octubre, El País, ha repetido su encuesta electoral en esta comunidad, arrojando unos resultados semejantes al año anterior, lo que viene a confirmar la estabilización en intención de voto.

Tabla1

Está por ver, si lo reflejado en el día de ayer se mantienen o no, si la alta abstención debida a la desafección ciudadana con la política, en torno al 37% se produce o no, pero lo que refleja el muestreo, es que el Partido Popular, perdería la mayoría absoluta en la Comunidad Valenciana, dejándose 14 escaños por el camino. Por su parte Compromís y EUPV duplicarían su resultado, logrando 13 escaños cada uno, lo que les permitiría, junto al PSPV-PSOE formar un gobierno tripartito, pese a la caída de 4,5 puntos y 6 escaños, de este último. UPyD irrumpiría en el parlamento valenciano, nada más y nada menos, que con 5 diputados.

La situación por lo tanto, es la siguiente, una derecha mayoritaria, que pierde su hegemonía de las últimas dos décadas, y un PSPV que no es opción real de gobierno por si solo (es más, un 62% considera su labor de oposición como mala o muy mala), lo que deja en evidencia la debilidad del bipartidismo, también en esta comunidad autónoma. Con este resultado, solo cabría esperar, la opción de un tripartito, entre las fuerzas de izquierda que se dividen unos votos realmente fragmentados.

Tabla2

Es una incógnita, si a más de un año para las elecciones, la tendencia se mantendrá, acentuará, o descenderá. Sin lugar a dudas, una posible recuperación económica, podría jugar a favor de una derecha asolada por los casos de corrupción en la comunidad, los mismos casos de corrupción, que parecían no tener importancia, o no la suficiente, electoralmente hablando, cuando la prosperidad entraba por la ventana. No era nada nuevo, ya había ocurrido en Marbella anteriormente.

Eso sí, a día de hoy, un 89% del electorado, considera que la corrupción tiene incidencia directa en la economía de la comunidad, y es precisamente esto, sumado a la nefasta valoración, tanto del ejecutivo de Fabra como de Rajoy, lo que está matando al PP en la Comunidad Valenciana.

Por otro lado, la tendencia de crecimiento, tanto de Compromís, como de EUPV, se ha estancado desde el año pasado, por lo que los discursos de ambos, pueden haber topado ya con su techo electoral.

Por último, se deberá esperar, a ver como tres fuerzas políticas se entienden por necesidad, y más cuando una de ellas es a su vez una coalición de varios partidos, con todo lo que ello conlleva para negociar con otras fuerzas políticas y lograr acuerdos de gobierno.


Acerca de Eduardo Bayón

Eduardo Bayón (Gijón, 1986), es politólogo y abogado. Graduado en Ciencias Políticas y Administración y Máster en Derechos Fundamentales por la UNED; Licenciado en Derecho por la Universidad de Oviedo, así como Experto Universitario en Relaciones Institucionales y Protocolo. Especializado en comunicación política, sistemas políticos, partidos y asuntos electorales. Es además colaborador habitual en diferentes medios de comunicación, escritos y radiofónicos.


Deja un comentario

Un comentario en “Valencia se consolida en el cambio